viernes, 14 de septiembre de 2012

Pulseras de verano

El martes os hablaba de relojes (más bien de uno en particular), y hoy de pulseras. En este agosto de manualidades en general que he tenido, y ante un verano en el que parece haber un boom de este tipo de accesorios, yo quise hacerme (y haceros) unas sencillas pulseras que no nos diesen calor. De ahí que con un poco de cuero y un simple abalorio, a mi me pareciese más que suficiente para adornar nuestras muñecas. Y como no me decidía por una única figura, me hice varias. Eso sí, para las mujeres de mi familia (y algunas amigas que solicitaron la suya), elegí esa pequeña cruz que tan de moda se ha puesto estos meses. Para las dos pequeñas, un muñeco de los que todos dibujamos en los papeles cuando estamos aburridos. Y para mi madre y para mi, alguna otra. Me gusta ponerme una sola o juntar varias en mi brazo derecho. Si queréis alguna, y siempre que esté en mi modo generosidad, no tenéis más que comentarlo y esperar.



2 comentarios:

Anónimo dijo...

Ayyyyyyyyyyyyyyy yo quiero una de bola

Besitos
Isabelita

Pilarin dijo...

Yo tengo una ,jaja