domingo, 14 de agosto de 2011

Diferente es bueno

Elise: Me lo regaló mi madre. Quería enseñarme que las personas tienen dos caras, una buena, una mala; un pasado, un futuro. Y que debemos aceptar ambas cuando amamos a alguien.
Frank: ¿Cómo es?
Elise: Es...diferente a todos los hombres que conozco.
Frank: Diferente es bueno.
(The Tourist)

Imagina una glamourosa cena a orillas de cualquier canal de Venecia. Elise Ward, una imponente aristócrata inglesa, que escapa de París en busca de un amor que lleva guardado desde hace dos años. Uno que no ha olvidado. Frank Tupelo, un profesor de matemáticas americano que escoge por casualidad en el tren. Un primer vestido camel diseñado por la oscarizada Colleen Atwood, que podía haber sido el uniforme de Jolie durante todo el film, pero que no consigue alejar a la protagonista de su rigidez. La película no tiene más que este pequeño diálogo entre ambos. La literatura la pongo mejor yo, en mi cabeza de princesa escondida.

0 comentarios: