viernes, 8 de julio de 2011

Pastel sin Galliano

Foto: VOGUE

Sin más. Así es como veo yo a Dior sin el mítico Galliano. Estos días París celebra su Semana de la Moda y no me ha invitado. Muy fuerte. Gracias a Internet, una vez más, cualquiera puede acceder a los desfiles vía fotografía o incluso, a través de los vídeos que las revistas especializadas cuelgan en sus páginas. En cuanto me enteré de que Galliano; perdón, Dior había desfilado, me puse a buscarlo sin descanso. Lo encontré, lo miré, lo repase y lo volví a repasar, por si acaso. Una especie de conjunción de tres líneas: la pastelosa con tocados geométricos para cerrar los ojos, la más veraniega con vestidos vaporosos y colores vivos, y el intento de teatralidad, una mezcla  dentro de la ya mezcla general que supone la colección misma. Yo no soy una entendida en este tipo de cosas ni lo pretendo, pero creo que fue un desfile vacío, porque no tenía nada más que el esqueleto del estilo que tienen las colecciones de la casa, pero le faltaba el relleno que siempre le pone Galliano. El que infla el pastel para triunfar. Y sé que el despido fue su culpa, pero le echo de menos. Aún así, tengo un favorito para este año y es éste.

1 comentarios:

Mónica - Mes Voyages à Paris dijo...

Tienes mucha razón al decir que le faltaba el "relleno"