sábado, 7 de mayo de 2011

Duende en Ayala

Se ha perdido un duende. Sito: calle Ayala con Castellana, en Madrid. No sé si es que anda despistado y se cree que la fiesta de San Patricio se ha prorrogado dos meses, o es que forma parte de un club de leprechauns. No mejor, es uno de ellos que ha crecido demasiado y le han expulsado de la comunidad. Anda blackberry en mano, intentando contactar con su abogado, por tal discriminación. La combinación es exquisita eso sí, toda la gama de verdes con el único contraste del cinturón. Si Barney Stinson lo hubiese visto antes de rodar el mítico episodio para la fiesta dublinesa, le hubiese llorado un cameo rápido. O no, que le eclipsa.

¡Ay madre! Lo que tiene esto de trabajar en el barrio madrileño de la aristocracia. ¡Verde que te quiero verde!

0 comentarios: