sábado, 28 de mayo de 2011

Aciertos

Todo lo nacional no es bueno. Sentirse orgulloso de que un producto patrio salga y triunfe es lógico, pero hay que tener unos mínimos. Vale que hay que apoyar lo español dentro y fuera, pero también hay que saber decir "eso no, bonita". ¿A quién me refiero? Pues sí, a la choni de Alcobendas que anda haciendo las americanas.

Pe, querida, nadie va a criticar esos kilos de más post-parto. No los embutas para hacer creer que ya te lo has quitado, porque el efecto es dantesco. Más con el vestido tan incendiado que me llevabas en la Ceremonia de los Oscar de este año, que fue capaz de quemar mis retinas. Todo en tí daba la sensación de que te habías pasado con la temperatura: la del color del vestido y los pocos centímetros de tela, la de tu tono de piel y la de la plancha que te pasaste por el pelo, que no sé cómo no le prendiste fuego.


Tu intención fue arreglarlo en Cannes, con un recogido sencillo y un buen corte de flequillo. Bien, Pe, bien. Pero con eso no ocultamos el vestido mitad transparencias y mitad tul que no sabías llevar, (o es que no había manera). Un consejo, si te pones unas transparencias que simulan la piel, por favor, que no te haga bolsas.


Aquí van mis favoritas en el Festival de Cine Francés de este año, para que nos lo estudiemos la próxima vez, ¿vale? (Y sí, es mejor hablar de estas tonterías que atender a la televisión hoy). (Fotos Glamour.com)


                       



0 comentarios: