viernes, 5 de noviembre de 2010

Restos de historia



Que Néstor Kirchner se fue, lo sabemos todos. Da igual el lado del Atlántico que te haya tocado, un titular o imagen ha llegado seguro. Aquí llevan dando vueltas con el tema no se cuántos días, yo ya no miro televisión. Todo es lo mismo: Kirchner.

La noticia me sorprendía la mañana del miércoles feriado. Un día festivo porque toda la población debía censarse y se había decretado la prohibición de apertura de cualquier negocio antes de las 20h. Aquí se paraliza todo, ¡qué oportuno Néstor! Yo desayunaba esa mañana después de haberme censado. Porque si, me tocó censarme, y mira que insistí en que ni era argentina ni votaba. Pues la señorita se empeñó en hacerme perder el tiempo a base de preguntas del tipo: ¿sabe leer y escribir? ¿ha estado alguna vez en un centro educativo? (Nótese que vivo en una residencia universitaria, UNIVERSITARIA)

Yo que no enciendo la televisión nunca, esa mañana pedí que pusiesen cualquier canal. Y ahí nos enteramos. A pesar de mi insistencia en salir hacer fotos, pronto me di cuenta que lo mejor era quedarse en casa. El centro era una aglomeración de gente sin control: sindicalistas y personas que iban a despedirse. Tras unos días de no parar de oír "estás viviendo un momento histórico", aquí queda la resaca de ese momento único.

0 comentarios: