domingo, 23 de mayo de 2010

Straciatella y Vainilla con Cookies

La apertura del verano, que no de las vacaciones. Lo primero llega generalmente, cuando sabes que ya puedes echarte la siesta sin sentimiento de culpa. Y lo segundo, cuando acabas tu último examen o entregas el que tú crees que es el último papel en Secretaria. Que si fuese por la URJC, estabas atrapado de continuo. Menos mal que los alumnos ya pasamos de los caprichos universitarios y tenemos a nuestra disposición, una línea directa con los becarios más eficientes de la facultad.

Anoche estaba decidida a cumplir con el primero de los planes. Abrir el verano, para lo que siempre hay varias opciones: ponerte chanclas para salir por la noche, bañarte en After-Sun para intentar convertir el rojo en marrón, (yo siempre confío en el poder del producto veraniego, como si hiciese magia), desayunar en la terraza o, ir a Tozzi.

De entre ellas, me decidí por la última de todas. Necesitaba azúcar y aire en la cara. A falta de las compañías tradicionales, mi prima se atrevió con las chanclas y yo con la tarrina de dos bolas. Son los sabores del verano, y por fin llegaron. Straciatella y Vainilla con Cookies.


3 comentarios:

Anónimo dijo...

Nuestras noches de paseo, helado y hablar hasta las mil... Tengo que reconocer que a los helados de Tozzi les han salido grandes competidores por tierras romanas, y que igual la Fontana y el Colosseo tienen mejores vistas para pasear, pero las cambio sin dudarlo por un paseo contigo por nuestra avenida de leganes... Jajaja Aunque nos pelemos del frio cuando vuelvas en navidades lo hacemos!! Lo que te voy a echar yo de menos amore!! la vuelta sin ti será el doble de dura!! Ti voglio bene!!

Bea dijo...

Viernes 28... ¡QUIERO HELADO Y ESTOY DISPUESTA A LLEVAR CHANCLAS!

Marta dijo...

Sandra, como nos pongamos así ya me va a dar un chungo muy pronto. Tozzi abre por nosotras en Navidad...Tú disfruta de lo que te queda y ya hablaremos de la vuelta,¡haremos cafes vía skype y webcam!...

Bea, eso está hecho...pero después de ver a unos 80 Michael Jackson debajo de casa...